Cállate, por favor. Y escucha

Nos encanta que nuestros perros nos presten atención, nos escuchen, nos entiendan y además, que nos hagan caso. Puede incluso que al conjunto de todo esto le llamemos respeto.

Queremos saber si nuestros perros nos quieren, por qué nuestros perros hacen esto o aquello o por qué le gusta una cosa u otra. Queremos saber, queremos que nuestro perro sepa, pero… amiga…

Cuando callamos, ay… cuando callamos aparecen los milagros. Cuando callamos empezamos a aprender de verdad. Para saber, para escuchar, antes debemos aprender a callar, y desde el silencio nuestro perro nos responderá todas las dudas que surjan con respecto a nuestra relación.

A partir de aquí, que acabas de empezar a conocer de verdad de la buena a tu amado perro, a partir de aquí puedes comenzar a llamarlo respeto, que empieza en ti, que deseas conocer en profundidad a tu perro y a respetar quién es de verdad.

Recuerda que no existe respeto si no es mutuo, que para ser de fiar, hay que confiar, que para ser respetado hay que respetar, y la escucha y el lenguaje amable son la base sólida de toda relación

Yo no me imagino haber enamorado al amor de mi vida solamente hablando, hablando y hablando. Sé que el amor de mi vida, mi perro, me ama porque le escucho, le respeto y confío en él. Y todo esto empezó cuando di el primer paso, le permití ser él mismo y me callé, me callé para empezar a conocer quién es.

Gracias, gracias, gracias.

Elena Dogsanimal

¿quieres estar al corriente de todo lo que se mueve por aquí?

Te contaré novedades del blog, cursos de tu interés, cositas exclusivas para ti por acompañarme y estar más cerca. ¡Nos vemos dentro! ¡Gracias!

Compártelo

Share on whatsapp
WhatsApp
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest
Share on email
Email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

suscríbete a la newsletter

para estar más cerca de nuestros perros

Te escribiré una carta siempre que tenga noticias frescas y bonitas que te acerquen a la relación que deseas construir con tu perro. Te hablaré de cursos que puedan interesarte, te enviaré ofertas que solo recibirás tú por ser suscriptora y recibirás contenido exclusivo solo por estar aquí, a mi lado, siendo parte de esta comunidad.