Facilitar todos los conflictos perjudica la autoestima de nuestro perro

¡Hola!

La entrada de hoy he de confesar que me ha costado escribirla; me ha costado decidir escribir sobre el tema y también desarrollarlo, pero creo que es un tema importante a tratar. Como siempre, voy a intentar ser clara sin extenderme demasiado.

Cuando vivimos con un perro tenemos muy presente que es un perro, en el sentido que no tiene las mismas capacidades que nosotras y a veces podemos percibir que por esto sus capacidades son inferiores. Esto te lo digo porque, desde que son bien jóvenes, y sobretodo a los que son de tamaño pequeño, nos proponemos facilitarles la vida para que se sientan más cómodos, para que no tengan que frustrarse en conflictos sencillos o complejos y así, que nos estén más agradecidos y nos quieran más y la realidad es que estamos coartando su autoestima. Esto es una acción totalmente inconsciente, que nos sale sin pensar. Vemos a nuestro cachorro tan tontorrón o a nuestros perros tan divertidos e infantiles que sin quererlo pensamos que no son capaces de superar retos por si solos.

Te pongo un ejemplo, un perro de tamaño pequeño o un cachorro, intentando y esforzándose por subir al sofá. No puede, claro, por tamaño no es capaz de dar un salto hasta arriba. Esta situación tan común y tan sencilla, hace que nuestro perro no necesite esforzarse por encontrar una manera de conseguir lo que desea.
Si esto lo trasladamos a muchos otros escenarios en que nuestro perro está pensando y exprimiendo sus mejores capacidades para superar un obstáculo, ya sea físico o un reto que emocionalmente le está costando, como acercarse a algo que le asusta, estaremos inhibiendo cada vez más sus fascinantes capacidades perrunas, como es la curiosidad, exploración y superación.

Nuestro perro es capaz, así, sin nada más que añadir. Capaz de superar cualquier reto u obstáculo que tenga delante y, eso si, sea él mismo quien decida afrontarlo en ese momento. Puede que en el momento en que nosotras queramos que suba al sofá o se acerque a algo que le asusta, no sea capaz y se sienta forzado. Pero si educamos a nuestros perros en total libertad para que decidan cuándo y qué afrontar en cada momento, te aseguro que se convertirá en un perro seguro y capaz. 

Puedes empezar a ofrecerle esta libertad siempre que quieras, aunque si tu perro está acostumbrado a recibir tu ayuda para todo, vas a tener que ser fuerte y no ceder a sus demandas pues, ya le hemos enseñado que lo fácil es que los demás te ofrezcan la recompensa sin pensar y sin esfuerzo.

Confía en que tu perro es un gran perro, es capaz de decidir y  de superarse a si mismo. Observa, acompáñalo en su camino de superación y aprenderás cómo se enfrenta a situaciones nuevas, complejas o, sencillamente, combina sus capacidades para conseguir lo que quiere. Hagamos que nuestro perro se sienta seguro de si mismo en lugar de convertirlo en alguien que nos necesita para conseguir lo que necesita.

Cuéntame en los comentarios, a partir de ahora, ¿vas a observar como tu perro piensa y se esfuerza para conseguir lo que desea? Al principio, es incluso gracioso porque lo más fácil para ellos es pedir ayuda y que le resolvamos el conflicto pero… verás que con el tiempo tu perro crece como ser y se convierte en alguien más seguro de si mismo.

Por otro lado, si tu perro es inseguro, miedoso y ha vivido situaciones traumáticas y no sabes cómo ayudarle a superar sus miedos, me encantará ayudarte para que seas una acompañante de confianza para tu perro, y sea capaz de apoyarse en ti para superar sus limitaciones. Si necesitáis mi ayuda para este proceso, me encantará formar parte, contáctame. 

¡¡Ah!! ¿Te has enterado de que ahora también te contaré cositas a través de Youtube? Aquí puedes acceder al primer video presentación y suscribirte a mi canal, me encantará tenerte también por allí.

¡Feliz último martes de primavera!

 

Sin comentarios

Escribe un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.