Hábitos no saludables para con nuestros perros

¡Hola!

Cada vez que te escribo es para contarte cositas nuevas acerca de tu perro o los hábitos que os harán crear una relación fuerte, segura y feliz. Intento siempre explicarte actividades o rutinas que introducir para mejorar vuestra relación y vuestra convivencia.

Hoy será diferente. A partir de hoy y durante algunas próximas entradas te escribiré una serie de publicaciones en las que te contaré hábitos o acciones NO SALUDABLES de nosotros, los humanos, que entorpecen la educación con nuestros perros y perjudican a nuestra relación.
Quiero que la relación con tu perro sea firme, segura y de confianza, y es por eso que hoy comenzaré a describirte una serie de rutinas no saludables para la educación y relación con nuestros perros.

Como educadora de familias con perro quiero decirte que, además de explicarte todas las acciones y ejercicios que mejorarán la comunicación con tu perro, también te diré todo aquello que no está bien y cambiarlo mejoraría en gran parte vuestra convivencia.

Atenta, comenzamos con algo que está muy a la orden del día y estoy segura que no te sorprenderá en absoluto; además, desde el momento en que leas el texto de hoy serás más consciente que nunca de si esta costumbre forma parte de vuestra vida.

Atender al móvil durante nuestro paseo:

¡Anda! ¿Te esperabas que esto fuese lo primero que NO hacer?? Para empezar quiero alejarte de esa idea de ‘sacar a mi perro a pasear’, porque puede resultar algo confuso. Imagina decir: ‘llevar a mi pareja al cine’, ¿verdad que suena raro?
Pasear con nuestro perro es algo que hacemos para los dos, algo que hacemos juntos.

Me pondré gruñona un instante y te diré que estoy cansada de ver a responsables con sus perros tirando de la correa mientras caminan mirando una pantalla de móvil sin prestar atención a lo que hacen o dicen sus perros.

¿Crees que estás conectada con tu perro si paseáis mientras miras tu teléfono móvil?

Y ahora algo mejor… ¿Crees que algo cambiaría en vuestra relación si cambiases este hábito?
Imagina que, en lugar de eso, observas a tu perro, le respondes con una mirada de afecto cuando él de casualidad te mira, le llamas por su nombre y se gira para ver qué necesitas o sencillamente observas sin intervenir para conocer los verdaderos hábitos de tu perro o conocer si puedes unirte a él.

Desde ya, te digo que MUY MAL si eres de las que sujeta al perro al otro lado de la correa mientras atiendes a tus amigos por el móvil sin saber lo que hace tu perro. Esto no es pasear con nuestro perro, es sacar a tu perro a paseo.

Te aseguro que este será un gran cambio en vuestra relación y que, si desde hoy mismo decides aplicarlo y guardar silencio mientras camináis juntos, en pocos días notarás una gran diferencia en ti misma y en tu perro.

Si en este momento crees que tenéis algo que corregir con respecto al paseo, comienza por aquí. E incluso, te diré algo más, déjate el móvil en casa cuando salgáis a pasear, olvídate de la hora y la duración del paseo.

Sal con tu perro a pasear, a olfatear allá donde vayáis, a escuchar todo lo que suceda a vuestro alrededor y conocer a aquellos perros con los que mejor se entiende tu perro.

Este mal hábito está muy extendido entre todos los responsables de perros y me gustaría que entre todas compartiésemos este mensaje. Además, sabes de sobra que este mal hábito nos acompaña en muchas más situaciones a parte del paseo con perro; si entre todas nos damos cuenta de esto y ponemos remedio en mejorarlo, ¡imagina la de relaciones que cambiarán simplemente por cambiar un hábito no saludable!  

Me encantará que me cuentes tu conclusión en los comentarios. ¿Has tomado consciencia de que sacas el móvil durante el paseo más veces de las necesarias? Confiesa, ¿eres de las que sujetan la correa y camina con el móvil en la mano? ¡Cuéntamelo!

¡Feliz semana!

dogsanimal-emocion-animal-blog-abril-habitos-saludables

Sin comentarios

Escribe un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.